QUÉ VER EN DUBLÍN


Nunca dejes que la verdad arruine una buena historia. Ésta es la actitud con la que abordar una estancia en la ciudad que se considera la puerta de Irlanda. Solamente así podréis disfrutar de todo lo que se puede ver en 2 días en Dublín.

 

 

 

 

Que ver en Dublín en 2 días

 

La capital Irlandesa no se caracteriza por ser especialmente grande y sin duda no es de las ciudades mas bonitas de Europa, pero tiene algo muy especial. Con poco mas de un millón de habitantes, la ciudad nos regala un ritmo de vida y un ambiente digno de conocer, a parte de que su fascinante historia plagada de invasiones, derrotas, mitos, derrotas, cerveza, derrotas y sobre todo mucho optimismo y derrotas.

Un poquito de historia

Podríamos remontarnos a algunos siglos antes de cristo para hablaros de la historia de Dubh Linn (laguna negra), y desarrollarla hasta la actualidad, pero os destacaremos los eventos mas importantes para entender lo que vamos a ver en Dublín durante estos dos días:

Baile Átha Cliath

Año 700 a.c (no hemos podido concretar el día exacto): los celtas llegan a la bahía de Dublín en el mar de Irlanda, empapándolo todo con mitos y leyendas que duran hasta la actualidad.

Siglo V d.c: San Patrick (actual patrón de Irlanda) los cristianiza usando el trébol para explicar la santísima trinidad (aquí empieza una larguísima tradición de storytellers).

Siglo IX: los vikingos, con la dulzura y delicadeza que les caracteriza, llegan a través del rio Liffey hasta una zona que bautizan con el nombre de Dubh Linn (laguna negra), estableciéndose en la Isla junto a los celtas.

Año 1014: después de unas cuantas pintas y envalentonarse, el Rey Brian Ború, rey de Irlanda, acaba con la invasión vikinga de la isla. Aquí empieza el listado de interminables derrotas de Irlanda.

 

 

 

 

Guerras entre normandos e irlandeses

Año 1170: El conocido como El Gran Traidor de Irlanda, Dermot MacMurrough, les pide ayuda a los de la isla de al lado, Enrique II envía a sus tropas y en un año Irlanda pasa a ser Señorío de los reyes normandos de Inglaterra.

Año 1350: Los irlandeses empiezan a estar un poquito mosca con los normandos. Vuelven a tomarse unas pintas y empiezan a rebelarse, sin mucho éxito.

Mediados de 1500: Enrique VIII, un buen golfo, se enfada con el Papa, empezando siglos de enfrentamientos entre católicos y protestantes (o lo que es casi lo mismo, entre irlandeses e ingleses).

Durante siglos los irlandeses y los ingleses siguen muy enfadados y no dejan de pelearse, casi siempre con el mismo resultado y victoria inglesa.

Año 1845: Se vive en Irlanda la época conocida como la gran hambruna Irlandesa de la patata, menguando la población un 25% entre muertes y migración.

En 1916 comienzan las revueltas para la independencia de Irlanda. El Lunes de Pascua de 1916 marcará una fecha clave para el futuro de este país.

Año 1919: comienza la guerra civil zanjándose en 1922 con el Estado Libre de Irlanda, rechazado por Irlanda del norte y dividiendo el país en dos.

Año 1949: Se declara la república de Irlanda tal y como la conocemos hoy.

Ahora que ya nos hemos ubicado con un poquito de historia, estamos preparados para comprender y disfrutar al máximo todo lo que nos depararán 2 días en Dublín.

¡Allá vamos!

 

 

De ruta por Dublin

 

Antes de empezar tenéis que saber que, salvo algunas excepciones, en nuestros viajes priorizamos callejear y empaparnos de la cultura local, por lo que en muchas ocasiones no visitamos ni museos ni el interior de edificios. Aun así procuramos daros toda la información que esté en nuestras manos o que hayamos podido conseguir para vosotros, para todos aquellos que queráis visitarlos.

  • Castillo de Dublín

No os esperéis un castillo al uso. Solo le queda una torre en pie tras el incendio que sufrió en 1684 por la explosión de los depósitos de pólvora. A lo largo de los años tuvo diferentes funciones: fortaleza, sede del gobierno inglés, residencia real… aunque la última en quedarse en las habitaciones reales fue Margaret Thatcher.

Actualmente pueden visitarse las estancias reales con una visita guiada de 45 minutos en inglés ( hará falta un buen nivel de inglés).

Se encuentra junto al ayuntamiento, uno de los mejores ejemplos de arquitectura Georgiana de la ciudad.

Precio de la visita guiada al castillo: 10 euros

Precio entrada ayuntamiento: gratis 😉

 

 

 

 

  • Los jardines Dubh Linn

Detrás del Castillo nos encontramos estos jardines circulares con simbología celta. En estos jardines se encontraba antaño la Laguna Negra que le daba nombre a la ciudad. La bonita “muralla” que se ve al fondo esconde detrás, literalmente, una historia un tanto oscura. Se construyó albergando unas caballerizas para esconder a ojos de la familia real uno de los barrios mas pobres de la ciudad. Parece que no es lo primero que quieres ver al despertarte cuando eres de la Realeza.

A día de hoy, los jardines, sirven de helipuerto para visitas de estado, justo como habían planeado los Vikingos.

Se encuentran al lado de la Bblioteca Chester Beatty, uno de las mayores colecciones de textos antiguos del país, que podréis visitar de forma gratuita.

 

  • Catedral de St. Patrick

Esta impresionante construcción de estilo gótico es la mayor iglesia de Dublín y curiosamente no pertenece a ninguna de las dos religiones mayoritarias del país (¿recordáis? católicos y protestantes), sino a la Iglesia de Irlanda. Tras la separación de las dos corrientes, esta Iglesia un poco confusa por unas cuantas pintas, se declaró liberal anglo-católica. Vamos, ni lo uno ni lo otro, sino todo lo contrario.

Precio: 6 euros(truconsejo: siendo respetuosos, se puede entrar gratis durante las horas de misa)

 

 

 

 

  • Catedral Christ Church

Es la catedral más antigua de Dublín. Empezó siendo una pequeña iglesia vikinga de madera y ha acabado convirtiéndose en una de las iglesias mas grandes de la ciudad. Justo al lado encontramos en el suelo los planos de una antigua casa vikinga.  Coincide que en este lugar se encontraban las ruinas de un antiguo poblado vikingo que el ayuntamiento de Dublín decidió arrasar sin piedad. Ya sabéis, cosas de política.

En ella se encuentran dos de los “más” de la ciudad:

La estructura más antigua de la ciudad, una cripta del siglo XII, que además es una cafetería. Según cuentan, se encuentran los restos de Strongbow.

El tesoro más asqueroso raro de la ciudad, Tom y Jerry, un ratón y un gato que se encontraron momificados en un tubo del órgano de la catedral.

Precio: 6,5 euros (mismo truconsejo de arriba, esperad a las horas de misa)

Esta al lado de Dublinia, un museo interactivo sobre la historia vikinga y medieval de Dublín conectados a través de un pasadizo elevado.

Precio: 9,5 euros. Combinado con la catedral 14,5 euros.

 

 

 

 

  • Temple Bar

El famoso y deseado barrio de ponerse del revés cultural y gastronómico de Dublín. Hay muchísimo y nada que decir de este tradicional barrio Irlandés: perdeos, caminad sin rumbo por sus callejuelas adoquinadas, bebed Guinness sin control, disfrutad de la música en directo que se encuentra en prácticamente todos los pubs, descubrid donde nació U2 y brindad en gaélico(Sláinte! pronunciado \esloncha\)

 

 

 

 

 

  • Molly Malone

 

Through the streets broad and narrow
Crying “cockles and mussels, alive, alive, oh”
Alive, alive, oh
Alive, alive, oh
Crying “cockles and mussels, alive, alive, oh”
·
Esta “pescadera” es uno de los personajes más conocidos de las calles de Dublín, no sé si me entiendes… Esta estatua conmemora a la protagonista de una canción popular Irlandesa. No sabemos si verdaderamente Molly Malone paseo sus mejillones y berberechos vivos por las calles de Dublín, pero su estatua es un “must” de esta ciudad, sobre todo si quieres volver. La tradición dice que si le tocas las tetas los pechos a Molly, tarde o temprano volverás a Dublín (y sabemos que se cumple… Patri ya había estado hace 10 añitos…)
Precio: tocarle las tetas es gratis ahora…
  • Trinity College

Es la Universidad más importante y antigua del país y una de las mejor consideradas del mundo. Se fundó hace casi 50o años e inicialmente era exclusiva para alumnos protestantes. Es agradable darse un paseo por el campus y pasar por debajo del campanario, pero solamente si has acabado la carrera, o la leyenda dice que no volverás a aprobar .

En su interior está la Biblioteca famosísima por el libro de Kells, un colorido manuscrito escrito por los monjes de Iona, que contiene los cuatro evangelios.

Precio entrada Trinity: gratis.

Precio entrada a Biblioteca: 13 euros (truconsejo: si sois lo suficientemente caraduras, podéis hablar con algún alumno de la universidad, que enseñando su carnet puede pasaros gratis).

También se puede entrar a la biblioteca con los tours que hacen los estudiantes del campus. 15 euros la entrada y explicación.

 

 

 

 

  • St. Stephen’s Green

Es uno de los pulmones de la ciudad. En este jardín de estilo Victoriano  puedes encontrarte cosas tan curiosas como un jardín para ciegos, con plantas aromáticas etiquetadas en braille o la casa del guarda, que sirvió de trinchera durante el Lunes de Pascua de 1916. Es una buena opción para pasear alrededor de los laguitos durante los pocos días de sol.

Precio: gratis (excepto si compras pan para darle de comer a los patos)

 

  • Norte del río Liffey

Es la zona mas moderna de la ciudad. En ella se encuentra es Spire, la escultura más alta del mundo, en honor al Almirante Nelson, cuya escultura fue destruida por el IRA en 1966, aunque las malas lenguas dicen que es para que se puedan guiar los borrachos.

También podemos encontrar la Oficina Central de Correos, donde se proclamó la República después del alzamiento de 1916. aun se pueden ver las marcas de bala en las columnas de la entrada.

La calle O’Connell es una de las principales arterias de la ciudad, que lleva a la zona comercial, donde encontrareis desde tiendas de souvenirs a decenas de tiendas de discos.

 

Somos conscientes de que Dublín tiene muchisimo más que ofrecer, pero el poco tiempo y la Guinness no nos dejaron verlo. Entre las cosas más destacables que podréis ver si tenéis tiempo están:

  1. La prisión Kilmainham: considerada una de as mejores atracciones. Reservad con tiempo. Precio 9 euros.
  2. Guinness Storehouse: es la fabrica de la cerveza mas famosa de Irlanda. Tiene un bar con vistas a la ciudad, y su edificio central tiene forma de enorme pinta. Precio 20 euros.
  3. Casa Nº 29: recrea una vivienda burguesa de finales de 1700, mobiliario incluido. Precio 7 euros.
  4. Antigua destilería Jameson: es la culpable del nacimiento del whisky con el mismo nombre. Precio 14 euros.
  5. Phoenix Park: Genial para un paseo en bici y dar de comer a los ciervos de su reserva. LLevad zanahorias. Gratis, excepto las zanahorias.
  6. Museos: Galería Nacional (gratis), Museo de Historia Nacional(gratis), Museo del Leprechaun (14 euros), Museo de artes decorativas e Historia (gratis)

 

 

 

 

Itinerario de Dublín en dos días

 

Día 1 en Dublín

 

·

Empezamos el día con un buen desayuno en el  Queen of Tarts, en pleno Temple Bar,  cuando los pubs aún no han despertado, necesitaremos fuerzas para un día completito. Al salir con el estómago lleno, nos dirigiremos hacia Dame St para encontrarnos con el Ayuntamiento de Dublín, en el nº 2.

 

 

 

Dejando el Ayuntamiento a vuestra izquierda, se llega al Castillo y su entrada en forma de plaza; saldremos por la puerta izquierda para ver su torre y la capilla real. Rodearemos el castillo para llegar a los jardines de Dubh Linn. Desde alí se ve la parte trasera del castillo, con su ampliación moderna: amistosamente llamada Lego Land.

Por Ship St little girando a la izquierda en Bride St llegaremos hasta los jardines de la Catedral de St Patrick. La dejaremos atrás por Patrick st hasta sorprendernos por el conjunto que forman la Christ Church y el pasadizo que la une a Dublinia. Rodearemos la iglesia, pasando por debajo del pasadizo para no perdernos los planos de la casa vikinga y llegamos entre los jardines al inicio de Fishamble st para adentrarnos en Temple Bar por Essex St.

Pasaremos por delante del antiguo Hotel Clarence (ahora pertenece a Bono), el New Theatre, la guitarra de Rory Gallagher y acabaremos llegando hasta la esquina más fotografiada de Dublín: the Temple Bar. Continuaremos por Temple Bar hasta Crown Alley, para comer comida irlandesa tradicional en el Old Storehouse Bar.

 

 

 

 

Tras callejear sin rumbo por Temple Bar, volveremos a cruzar Dame St o College Green, para ir en busca de la famosa Molly Malone, en St Andrew’s St.

Es el momento de callejear por las tiendas del precioso barrio victoriano de Dublín, darse un paseo por George St Arcade market y descansar con un té en cualquiera de sus cafés.

Acabaremos la tarde con unas cuantas pintas en Temple Bar, puede cenarse por la zona y volver dando tumbos al hotel.

 

 

Día 2 en Dublín

 

·

Empezamos el día desayunando blaas en Hatch and Sons, al lado de St Stephen’s Green, para después darnos un paseo tranquilo por el parque. Salimos por alguna de sus puertas noreste para callejear por el barrio georgiano y fotografiar sus puertas de colores de camino al Trinity College. Visitamos la uiversidad y su antigua biblioteca con el libro de Kells. Salimos por su puerta principal hacia College Green y giramos hacia la derecha por Westmoreland St, dirigiéndonos al río Liffey.

Cruzamos el río por O’Connell bridge, un puente más ancho que largo para recorrer O’Connell St lower hasta el Spire, parándonos en la Oficina Central de Correos. Callejeamos la zona comercial por Henry St, girando en Liffey St upper, para volver hacia el río y cruzarlo de vuelta por Ha’penny bridge.

 

 

 

 

Cruzaremos Temple Bar de nuevo para dirigirnos al centro y acabar nuestra visita en Dublín con un paseo por Grafton Street, la otra arteria comercial de la ciudad.

A estas horas, es posible que vuestra escapada se esté acabando y debáis ir al hotel a buscar vuestras maletas.

 

Como veis, es muy fácil moverse a pie por Dublín, ya que es una ciudad pequeñita.

 

De Dublín al aeropuerto

Para llegar y salir de la ciudad hay varias líneas de autobús que funcionan bien y con paradas a lo largo de la ciudad, dejándola bien cubierta:

  • Airlink 747: servicio directo entre el aeropuerto y O’Connel st. Funciona de 5:45 (lu-sa) y 7:15 (Do) hasta las 00:30. Precio: 6€ ida o 10€ i/v
  • Aircoach: servicio directo al centro (varias paradas). Funciona las 24h. Precio: 7€ ido o 12€ i/v

 

Hasta aquí llega nuestra Guía para ver Dublín en 2 días y nuestra propuesta de recorrido. Esperamos que os sea muy útil.

¿Qué os ha parecido? ¿Habéis estado en Dublín recientemente? ¿Nos hemos olvidado algún imprescindible?

 

 

 


28 pensamientos sobre “QUÉ VER EN DUBLÍN”

    • ¡Nos alegra mucho que os sea de utilidad!Nos hemos dejado algunos secretillos en el tintero, así que si os interesa, no tenéis más que preguntar. Un saludo!

  • Hola chicos!! Me ha encantado vuestro repaso a la historia irlandesa, ¿os la contaron en algún Free Tour? Nosotros aún no hemos estado en Dublín pero le tenemos muchas ganas a la ciudad (¿y a cual no? jeje). ¿Cuantos días recomendáis dedicarle? Veo que con dos días da tiempo de empaparse de lleno de la ciudad pero nos han llamado la atención algunas cosas de vuestra lista de pendientes, ¿recomendáis ir un tercero?
    Un beso,

    • Gracias! Pues si, nos fueron contanto un poquito en el freetour, que estuvo muy bien, por cierto, recomendable! Nosotros creemos que dos días está bien si no queréis entrar a todo; si sois de los que os gusta ver museos y demás…quizás tres! Nos quedamos mucho con las ganas de la prisión, pero hay que reservar con tiempo, así que hay que tenerlo en cuenta! Y si se van más días, hay muchos sitios para excursioncitas cercanas que tienen muy buena pinta!! Pero para la ciudad en si, dos días, máximos tres 🙂
      Un besote

    • Graciaaas! Para eso estamos, para removeros las entrañas jaja Y también un poquito para ser útiles…pero eso ya es secundario ?

  • ¡Menuda súper guía de Dublín! Súper completa, le tengo muchas ganas a la capital irlandesa, qué pena que de momento no vaya a ser posible ir, ¡me acabo de quedar con todas las ganas!

  • Fui a Dublín hace más de 10 años un verano con mi primo para aprender inglés. La verdad que no recordaba que Dublín tuviera tantas cosas por ver. Aparte de Molly no me acordaba de mucho más y al leer este artículo se me han venido a la mente muchos momentos de ese verano.

    Mil gracias por compartir!

    Ascen.

    • Qué curioso! Me pasó lo mismo!! No recordaba que tuviese tantas cosas…de hecho dudo que las viese todas…jajaja (Patri) Gracias a vosotros por leernos 😉

  • Me encanta como has explicado cada detalle de vuestra ruta por Dublin. Es una ciudad que no me llamaba mucho, pero viendo cosa por cosa me está gustando bastante. Las catedrales se ven increíbles. Enhorabuena por el post!

  • Qué recuerdos nos ha traído este gran post sobre qué ver en Dublín 🙂 Y desde luego ha hecho que volvamos a tener ganas de recorrerla otra vez. Por cierto, genial el repaso a la historia irlandesa. Gracias por este post tan interesante!

    Un abrazo,
    Angela de Comiviajeros

    • De vez en cuando hay que hacer rememoración de ciudades que ya casi se nos han olvidado, verdad? Gracias por pasaros 😉

  • ¡Hola chicos! Nos ha encantado recordar un poquito de la historia irlandesa y de Dublín a través de vuestras palabras. Dublín es uno de “nuestros lugares”, nos gustan todos los lugares de los que habláis, pero en especial el Trinity College y su biblioteca, con el arpa de Bryan Boru nos parecen mágico. Genial dar a conocer más esta ciudad en este post. Un saludo viajero chicos :*

    • El Trinity College tiene un encanto especial, porque además deja de parecer que esté en medio de una ciudad!! 🙂

  • Hola!!! Me ha encantado tu post y es que Dublin es uno de los lugares que muero por conocer. Me guardo tu fantástica guía para no perderme ninguno de los sitios el día que tengamos la fortuna de ir por ahí.
    Gracias por compartir.
    Saludos 🙂

  • Que bonito recorrido por Dublin y que recuerdos me has traído. Allí pasé varios veranos aprendiendo inglés hace muchos años y recuerdo cada rincón como si fuera ayer. Mi preferido Molly Malone y su canción…

    • Una mitad de Flashpackers (Patri) también había pasado allí un par de veranos y volver fue genial!! Por cierto, han cambiado a Molly Malone de sitio!!!

  • Estuve en Dublín como final de nuestro roadtrip por Irlanda, y realmente solo vimos lo que pudimos con el free tour, pues ese mismo día volvíamos a casa. Así que me apunto estos lugares para visitarlos un fin de semana con más calma. ¡Madre mía con el Queen of Tarts!

  • Dublín es una ciudad que me encantó, reconozco que no es una de las ciudades más bonitas de Europa, pero tiene un encanto especial.
    Lo que más me gustó fueron sus bares con música en directo. Me acuerdo que fuimos al Temple bar y aunque es muy turístico, mi amiga y yo nos lo pasamos genial!
    Si vuelvo a Dublín volveré a este bar. 🙂 🙂

    • No es la más bonita, Europa tiene un ranking muy difícil, pero desde luego es de las mas encantadoras y llenas de vidilla 😉

  • Me gustó muchísimo la vida que descubrí en Dublin! sus calles, sus paisajes, sus parques, la música que lo rodea y define todo. Me ha gustado mucho recordarlo siguiendo vuestras rutas, por cierto, ¡muy bien elegidas!

  • ¡Qué elegante es todo en Dubín! 🙂 Mi hermano va dentro de poco unos días por ahí, le voy a pasar el post para que se informe ^^ ¡Un abrazo!

    • Dublín es bastante diferente a otras ciudades europeas, podemos decir que es elegante sí, aunque un poco canalla jaja ¡Qué bien que le pueda servir! Si necesita alguna recomendación más, que nos pregunte, ya sabéis donde encontrarnos 🙂

  • Gracias por este post chicos !!! Estoy ahora mismo de camino al aeropuerto leyendo como puedo pasar el día y ya me he apuntado en maps.me todos los sitios que habéis mencionado 🙂 ya os contaré. Un besote!!

Deja un comentario

Información básica sobre protección de datos
Responsable Flashpackers por el mundo
Finalidad Envío de informacion sobre el blog y relacionada a través de email
Destinatarios Todos los datos serán almacenados en el hosting SERED, de XTUDIO NETWORKS S.L, y usaremos Mailchimp para el envío de correos
Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como
otros derechos, como se explica en la información
adicional
Información adicional Puede consultar la información adicional y detallada
sobre Protección de Datos en nuestra página web:
https://www.flashpackersporelmundo.com/politica-de-privacidad/